Perderle el miedo a la nube

Nos resulta más fácil controlar aquello que podemos tocar y manipular por nosotros mismos como nuestros ordenadores, servidores y demás donde habitualmente se guarda la información de la empresa. De esta manera nos parece que es más fácil mantener la seguridad de nuestros datos….(hasta cierto punto).

Pero ahora aparece la nube y propone un cambio radical a todo esto. Con el almacenamiento en la nube no sólo puedes guardar tus ficheros en ella, sino también alojar tus programas y alquilar servicios -como videoconferencia, backup remoto, telepresencia o videovigilancia– , de forma que llegará el momento en que los ordenadores, servidores y demás “se conectarán a la empresa”, es decir, todo aquello que ahora almacenan tus ordenadores y dispositivos ya no estará en tus discos duros sino en la nube, un espacio virtual con infinidad de posibilidades y beneficios para las empresas.

Pero…eso de guardar las joyas de la corona en “vete tú a saber dónde…” nos da susto, porque por muy protecnológico que uno sea, las joyas de la corona nos gusta tenerlas guardadas bajo llave y ésta colgada del cuello.

Pues hay que perderle el miedo, porque la nube es tan segura o más  que los sistemas de seguridad habituales. Puedes elegir el tipo de nube: pública, privada o híbrida. La ideal, la híbrida, pero no todos pueden abordar el proyecto en casa, así que quizá lo más asequible sea la nube pública, con copias de seguridad en sus dependencias. En este caso se debe saber bien quién aloja realmente tus datos y garantizarse un funcionamiento ininterrumpido.. no se debe mirar sólo el precio,  es aconsejable siempre contar con gestores de telecomunicaciones de confianza.

Si te puedes permitir el coste, con una implementación de alta disponibilidad y un caudal de Internet simétrico y redundante, seguridad, alimentación eléctrica 24×7…entonces la nube privada puede dejarle mas tranquilo que la actual informática de muchas empresas basadas en una granja de servidores medianamente protegidos y accesible por personal de la empresa sin cerraduras. Para ello, nuevamente, es mejor contar con gestores de telecomunicaciones de confianza.

Por otra parte, si lo piensas detenidamente, ¿no te da más seguridad saber que puedes acceder a los datos de tu empresa desde cualquier lugar y desde cualquier dispositivo con conexión a Internet? Empieza a quitarte los miedos porque además de ser una solución segura, la nube está llena de ventajas económicas para las pymes. Ventajas que  se irán popularizando a lo largo de 2012 que, según algunos gurús vaticinan, será el año de la nube.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *